1. Molestias o dificultades al orinar

Algunos de los síntomas de esta enfermedad son similares a los de una infección urinaria y fáciles de confundir con ella: molestias al orinar, comezón o dificultades para iniciar la micción, por ejemplo. Como no son demasiado molestos, suelen pasar desapercibidos.



2. Orinar con más frecuencia

Otro de los síntomas del cáncer de próstata es un aumento de la frecuencia con la que se orina, sobre todo por la noche. Este síntoma también suele confundirse con otras enfermedades, como la diabetes, por eso es importante despejar las dudas con un médico.



3. Dolor o ardor en uretra y vejiga

La uretra es un órgano que puede sentirse afectado cuando comienza el cáncer de próstata. Si se siente dolor o ardor en la uretra o la vejiga, al orinar o en cualquier momento, se debe consultar al médico ya que es síntoma de cáncer de próstata y de otras enfermedades.



4. Dolor en la zona lumbar

Si bien es cierto que este dolor puede ser causado por muchos otros motivos, suele ignorarse como síntoma porque se atribuye a causas musculares. Si es persistente o si tienes la corazonada de que es más que un simple dolor de espalda, siempre es bueno hacerse un chequeo.

 

5. Disminución en la fuerza de la orina

Sentir que el fluir de la orina se entrecorta o que no se puede expulsar correctamente aunque se tenga la necesidad urgente de orinar es un síntoma de cáncer de próstata temprano, que a veces también se confunde con infecciones y pasa desapercibido.

 

6. Dolor de espalda durante la micción

Este síntoma es característico de etapas más avanzadas, por eso es necesario consultar rápidamente al médico.

 

7. Presencia de sangre en los fluidos

Si la orina se torna rojiza o marrón, puede haber sangre en ella. También los fluidos preseminales o la eyaculación pueden teñirse de rojo o presentar hilos de sangre. Esto puede ser síntoma de un cáncer en una etapa intermedia.

 

8. Dificultades durante las relaciones sexuales

Los problemas de erección o la dificultad de eyacular a pesar de sentir deseos de hacerlo son comunes en el cáncer de próstata.

 

9. Dolor de huesos

Aunque puede responder a muchas causas, es un síntoma a tener en cuenta, sobre todo si está acompañado de alguno de los otros síntomas mencionados. El dolor de huesos se debe a los procesos inflamatorios que se inician por el cáncer.

Ante cualquiera de estas señales, la reacción no debe ser preocuparse, sino saber que el cáncer detectado de forma temprana tiene un muy buen pronóstico, y que la mayoría de los hombres con cáncer de próstata no mueren por esa causa, sino por otras, a veces sin siquiera enterarse de que lo padecían.





Fuente: bajarlostrigliceridos.com