La toma de imágenes por resonancia magnética nuclear (RMN) de la próstata utiliza un poderoso campo magnético, ondas de radio y una computadora para producir fotografías detalladas de las estructuras que están dentro de la próstata de un hombre. Se utiliza primariamente para evaluar la extensión del cáncer de próstata y para determinar si se ha desparramado. También se puede utilizar para ayudar a diagnosticar una infección, una próstata agrandada o anormalidades congénitas. Los exámenes se podrían realizar utilizando una espiral endorectal (un pequeño cable cubierto con un balón de látex) que se inserta dentro del recto por una distancia corta. La RMN de la próstata no utiliza radiación ionizante y brinda imágenes que son más claras y más detalladas que las que se obtienen con otros métodos de toma de imágenes.

Hable con su médico sobre cualquier problema de salud, cirugías recientes o alergias. El campo magnético no es dañino pero puede causar el mal funcionamiento de algunos aparatos médicos. La mayoría de los implantes ortopédicos no presentan riesgo, pero usted siempre debe dejarle saber al tecnólogo si tiene cualquier aparato o metal en su cuerpo. Las normas sobre las comidas y bebidas antes de su examen varían de acuerdo al centro de atención. A menos que se le diga lo contrario, tome sus medicamentos regulares de forma habitual. Deje las joyas en casa y vista ropa suelta y cómoda. Se le podría pedir que se ponga una bata durante el examen. Si tiene claustrofobia o ansiedad, puede pedirle a su médico que le dé un sedante moderado antes del examen.

¿En qué consiste una RMN de próstata?

La resonancia magnética nuclear (RMN) es un examen médico no invasivo que los médicos usan para diagnosticar enfermedades.

La RMN emplea un campo magnético potente, pulsadas de radiofrecuencia y una computadora para crear imágenes detalladas de los órganos, tejidos blandos, huesos, y prácticamente el resto de las estructuras internas del cuerpo. La RMN no utiliza radiaciones ionizantes (rayos X).

Las imágenes detalladas obtenidas con la RMN les permiten a los médicos evaluar varias partes del cuerpo y determinar la presencia de ciertas enfermedades. De esta forma, las imágenes pueden examinarse en el monitor de una computador, transmitirse electrónicamente, imprimirse o copiarse a un CD, o cargarse en un servidor digital de la nube.

La glándula prostática es parte del sistema reproductor masculino. Se encuentra delante del recto y debajo de la vejiga (donde se almacena la orina) y rodea la primer parte de la uretra, el tubo que conecta la vejiga con la punta del pene, por donde sale del cuerpo la orina y otros líquidos. La próstata ayuda a formar el líquido lechoso llamado semen que transporta los espermatozoides fuera del cuerpo cuando el hombre eyacula. El ultrasonido y la RMN son las técnicas más usadas para visualizar la próstata. Vea la página de Ultrasonido de Próstata para mayores detalles.v

¿Cuáles son algunos de los usos comunes de este procedimiento?

La RMN de la próstata se utiliza primariamente para evaluar el cáncer de próstata y determinar si el cáncer está confinado a la próstata, o si se ha extendido fuera de la glándula prostática.

De vez en cuando, la RMN de próstata se usa para evaluar otros problemas de próstata, incluyendo:

  • Infección (prostatitis) o absceso de próstata.
  • Agrandamiento de la próstata, denominada hiperplasia prostática benigna (HPB).
  • anormalidades congénitas.
  • complicaciones luego de una cirugía de pelvis.

Fuente: radiologyinfo.org

Haga clic para buscar un especialista